Are you the publisher? Claim or contact us about this channel


Embed this content in your HTML

Search

Report adult content:

click to rate:

Account: (login)

More Channels


Channel Catalog


older | 1 | .... | 272 | 273 | (Page 274) | 275 | 276 | .... | 281 | newer

    0 0

    Por alguna extraña razón, la humanidad añora y se aferra a sus recuerdos, quizá pensando que “cualquier tiempo pasado fue mejor”. Si hiciéramos una de esas estúpidas encuestas preguntando por la calle si les gustaría un “mundo sin fronteras”, todos contestarían afirmativamente.

    Parece, pues, que todos somos internacionalistas y algo nos dice que las fronteras no son geografía sino historia, es decir, que hubo un tiempo en el que no existían. Había Estados pero no tenían fronteras porque para que las haya el Estado tiene que cambiar su naturaleza de clase y convertirse en un Estado burgués.

    Pero al principio en la frontera no había nadie; ni siquiera había aduanas y las personas cruzaban de un lado para otro sin apercibirse de que atravesaban algo, de que en el suelo había una raya que separaba a un Estado de otro, a partir de la cual les consideraban extranjeros.

    Los pasaportes y los visados no llegaron hasta los tiempos del imperialismo, es decir, que no tienen más de un siglo. Con ellos los grandes Estados cerraron sus fronteras al tiempo que pretendieron abrir las de los demás. Inventaron a los extranjeros, a la inmigración y los funcionarios encargados de impedirla. Con ellos llegó la “balcanización”, las política “de bloques”, un mundo fragmentado por la rivalidad y las alianzas.

    Pero la mayor parte de la humanidad nunca lo entendió y desde entonces sueña con un mundo sin fronteras, por lo que los políticos se dedican a embaucarla vendiéndole como tal engendros del tipo Unión Europea. ¿Se acuerdan de los noventa?, ¿de la “globalización” y de los que se oponían a ella? El viejo sueño de una falsa Europa sin fronteras se contradecía con lo que antes se llamó más correctamente “unión económica y monetaria”, es decir, capitalismo.

    Internet es otro camelo del mismo tipo, un mundo sin fronteras, interconectado, aunque sólo sea virtual. Pero el otro día Eric Schmidt, el presidente de Google, nos arrojó un jarro de agua fría: “En los próximos 15 ó 20 años, lo más probable es que internet se divida en dos, una internet dirigida por China y la otra por Estados Unidos”.

    El martes, el New York Times publicó un editorial mostrando su desacuerdo: no habría dos sino tres internet. A las dos de Schmidt añadía la europea. Hasta ahora internet sólo se ha utilizado en el singular; nosotros proponemos que se empiece a difundir el plural: internetes.

    ¿Por qué habrá varios internetes? Es muy sencilo de entender: porque en el futuro internet se va a construir en torno a la censura (a diferentes tipos de censura, incluida la censura de guerra).

    El mundo virtual parece que sigue al real, que es capitalista e imperialista, y ha empezado por dibujar fronteras, luego seguirá por los pasaportes, los visados, las emigración, las pateras, los muros...

    Pero el New York Times siempre va un poco más allá porque nunca se conforma con lo que otros aseveran: “Si las cosas continúan en esta dirección, en la próxima década internet podría quedar relegada al papel de otro frente en la nueva Guerra Fría”.

    También es lógico porque en el mundo real, como dicen los leninistas, el imperialismo conduce a la guerra; luego, el virtual sigue esa misma senda. La guerra trae la mentira, la censura, la intoxicación...

    La censura será el factor común de todos esos distintos fragmentos, dice el New Yor Times. “La censura y la vigilancia de internet fueron alguna vez el sello distintivo de los gobiernos opresores, siendo Egipto, Irán y China los principales ejemplos”. Pero está claro que eso “no es dominio sólo de las fuerzas antidemocráticas”.

    Para escribir un editorial redondo al New Yor Times sólo le faltó añadir: “nosotros también formamos parte de esa censura”. La censura, que es el silencio, en definitiva, no podría existir sin su opuesto dialéctico, el ruido, la intoxicación o, como le gusta decir al periodico de Nueva York: sin el “spam”.

    0 0


    Los talibanes han reivindicado el ataque contra una reunión al más alto nivel en Kandahar contra el general Austin Miller, comandante de las fuerzas de Estados Unidos que ocupan Afganistán, que no resultó herido.

    El general que dirige la Operación Apoyo Resuelto participaba en una reunión con el general Abdul Raziq, jefe de la policía de la provincia y probablemente el hombre más poderoso del sur de Afganistán, que resultó muerto, y el jefe de la Dirección de Seguridad Nacional de la provincia, que también falleció.

    Tres miembros del personal de Estados Unidos también resultaron heridos, según confirmó el portavoz de la Operación Apoyo Resuelto en un tweet que describió el evento como “un incidente afgano”, lo que significa que el objetivo del ataque era Raziq y no Miller.

    El asesinato de Raziq es un duro golpe para el gobierno afgano y podría tener un impacto significativo en la seguridad en Kandahar y en todo el sur. Ocurre apenas un día después de la ejecución de Abdul Qahar Jabbar, al que los talibanes califican de “titiritero”, un candidato clave para las elecciones en la capital de la provincia de Helmand.

    El portavoz talibán Qari Mohammad Yousef Ahmadi dijo que un “infiltrado” identificado como “Abu Dujana” abrió fuego en una reunión en el complejo del gobernador en la ciudad de Kandahar mientras se celebraba la reunión.

    Los talibanes aseguran que “los principales objetivos del ataque fueron el comandante estadounidense Miller y el infame comandante general Abdul Raziq”.

    También afirman que Zalmi Waisa, el gobernador de Kandahar, Abdul Momin, jefe de la Dirección de Seguridad Nacional de la provincia y otros funcionarios, “incluidos los invasores” fueron ejecutados.

    La prensa afgana ha confirmado que el jefe de la Dirección de Seguridad Nacional había muerto y que el gobernador había resultado herido en el tiroteo.

    Es el ataque más dramático en Afganistán desde que Estados Unidos invadió el país después del 11 de septiembre de 2001. Los talibanes pudieron infiltrarse en una reunión a la que asistió el general Miller, comandante en jefe de la OTAN y de Estados Unidos en Afganistán.

    Miller, que recientemente asumió el mando de Afganistán, no quiso o no pudo, como señala Thomas Joscelyn, llamar a los talibanes “enemigos de Estados Unidos” en su audiencia de confirmación de cargos. 

    La muerte de Raziq podría tener importantes consecuencias para la seguridad en el sur de Afganistán. Raziq era el principal aliado del ejército americano en el sur. Entre 2009 y 2012, Raziq desempeñó un papel fundamental en la movilización de sus combatientes para librar a los talibanes de los feudos de Kandahar, así como de las provincias vecinas de Uruzgan y Helmand.

    Como jefe de policía en Kandahar, ha guardado silencio sobre la insurgencia talibán, que se ha intensificado en los últimos años. Raziq ha acumulado poder en la provincia y no está claro si uno de sus delegados va a poder reemplazarlo.

    Los talibanes han atacado a Raziq muchas veces en el pasado con ataques suicidas y de otro tipo. Fue atacado por su influencia en Kandahar y en todo el sur. Los talibanes esperan desestabilizar Kandahar como lo hicieron con Uruzgan tras los asesinatos de Jan Mohammad Khan, gobernador de la provincia, en 2011 y su sobrino, Matiullah Khan, jefe de la policía provincial, en 2015.

    Como Raziq, los Khans habían acumulado poder. Una vez que fueron asesinados, Uruzgan se convirtió en una de las provincias más peligrosas del país.

    https://www.longwarjournal.org/archives/2018/10/taliban-attack-meeting-attended-by-general-miller-kills-kandahar-police-chief.php

    0 0


    Los kurdos de las Fuerzas Democráticas Sirias (FDS) apoyadas por el Pentágono llevaban seis meses de infructuosa ofensiva contra el Califato Islámico en los alrededores de la ciudad siria de Hadjin.

    Es mucho tiempo como para pensar que los kurdos no son tan buenos soldados como los habían pintado tras la Batalla de Kobane.

    Algo extraño está ocurriendo porque si se tratara de algún error por parte de los kurdos o de sus mandos estadounidenses, ha transcurrido tiempo suficiente para enmendarlo y corregirlo. En una guerra al tiempo siempre juega en contra de uno de los dos bandos.

    Por cierto, hablando de errores... El jueves se produjo uno de ellos, calificado como “incidente”, precisamente en Hadjin, cuando dos aviones F-15 estadounidenses bombardearon a una formación kurda, matando a seis de ellos e hiriendo a unos quince.

    Es uno de esos “errores”, una falta de coordinación entre el mando de las fuerzas estadeounidenses y las FDS.

    Las consecuencia han sido lamentables. Las fuerzas kurdas han desertado en masa del frente de Hadjin, así que la ciudad no será liberada (al menos de momento), o sea, que seguirá bajo el control del Califato Islámico.

    Como siempre que está por medio el Pentágono somos muy mal pensados y no creemos en tantos “errores”. Es cierto que Hadjin es otra demostración de que el imperialismo carece de dirección política en Siria.

    También queda claro que, como en Irak, Estados Unidos no resuelven nada sino que crea nuevos problemas, que se añaden a los que ya había antes.

    Pero hay otra manera de analizar lo que está ocurriendo: Washington no tiene prisa; no le interesa erradicar al yihadismo ni de Siria ni de Irak y mucho menos le interesa hacerlo rápidamente, porque si lo hicieran, ¿cómo iban a justificar su presencia militar en le región?

    Veamos ahora las consecuencia de ello: tras el ataque el sábado pasado del Califato Islámico en Al-Bahrat, cerca del río Éufrates, en la provincia de Deir Ezzor, 130 familias sirias del campo de refugiados y ocho milicianos de las FDS fueron secuestrados por los terroristas.

    El Califato Islámico tiene al menos 700 rehenes y todos los días ejecuta a algún preso. Enviaron una notificación oficial a los kurdos en la que les pedían la liberación de todos los yihadistas detenidos, un paso seguro a través de Irak y la recuperación de los territorios cercanos al Éufrates.

    Si los kurdos (o sus jefes estadounidenses) ceden al chantaje, como ya han hecho en otras ocasiones, procederán a liberar a los yihadistas, con lo cual todo comenzará de nuevo (una y otra vez).

    0 0

    “Bolsonaro representa a la clase media, herida y abandonada por la izquierda”, dice Paulo Guedes, un economista que es el brazo derecho del candidato nazi brasileño, pero que estudió en Chicago (dicho sea de paso). “Bolsonaro es una creación de la clase media”, repite el uruguayo Raúl Zibechi en La Haine (*).

    Así les luce el pelo a algunos: si la “izquierda alternativa” y “seudoprogre” está diciendo lo mismo que el fascismo y la famosa “Escuela de Chicago”, es que algo va rematadamente mal (en esa “izquierda”, naturalmente).

    En fin, el auge del fascismo no puede extrañar a nadie porque había dejado de existir, y cuando “reaparece” ya nadie se acuerda de lo que fue, lo que es y lo que seguirá siendo en el futuro, lo llamen como lo llamen.

    Parece increíble, pero es así: el esperpento Bolsonaro, como el de Vox, está delante de las narices y los sesudos analistas, incluidos los “alternativos”, no lo ven, o no lo quieren ver. Por lo menos ocultan datos fundamentales ampliamente conocidos, como que en Brasil ha habido un “golpe de Estado dulce” que ha destituido a Dilma Rouseff y ha llevado a Lula a la cárcel.

    En 2016, durante la campaña para la destitución de Rouseff, en las pancartas de la reacción se podía leer una consigna que no necesita traducción: “Intervençao militar jà”. Una vez que eso ocurrió, ¿qué esperaban los “alternativos”?, ¿qué otra cosa que un capitán como Bolsonoro podían esperar? Desde luego que Lula y Rouseff se cayeron por su propio peso (por su propia falta de peso) y, en todo caso, quien les dio la patada en el culo no fue “la clase media” sino las fuerzas que verdaderamente detentan el poder en Brasil desde hace décadas que, por cierto, son las mismas que dieron el golpe de Estado en 1964, a saber, una oligarquía estrechamente ligada al imperialismo, por decirlo de la manera más sintética posible.

    Esa es la fuente del verdadero poder político que con tanta facilidad ha podido desembarazarse en Brasil de los millones de votos del lulismo, “la izquierda” y el reformismo ramplón, a pesar de que el propio Bolsonaro se lo advirtió desde el principio:“vamos a acabar con el activismo en Brasil”, repitieron una y otra vez. Lo advirtieron porque “el capitán Bolsonaro” y sus matones sabían que esa tarea era muy sencilla.

    ¿En qué estaban pensado esos “activistas” cuando Bolsonaro dijo en televisión que los del Movimiento Sin Tierra eran terroristas?, ¿creyeron que era una broma?, ¿cómo reaccionaron?

    Fuera de Brasil Bolsonaro es un absoluto desconocido, pero en el interior le conocen (o mejor dicho, deberían conocerle) desde hace 30 años, lo mismo que a su vicepresidente “in pectore”, otro militar, el general Hamilton Mourao: “Yo soy capitán, él es general, pero el futuro Presidente de Brasil seré yo”, vociferaba Bolsonaro.

    Al nazi brasileño los “progres” le podrán reprochar muchas cosas, excepto la de no haber sido claro, porque siempre ha confesado su admiración por los golpistas de 1964, de los que se considera un continuador. A mayor abundancia: a diferencia de Argentina, Chile o Uruguay, en Brasil (como en España) nadie exigió nunca responsabilidades criminales a los matarifes golpistas que ensangrentaron el país durante 20 años, por lo que debemos volver a la catarata de preguntas que tenemos hacia “la izquierda”: ¿en qué han estado pensando todo este tiempo?

    Mucho mejor un blog que un mitin

    A diferencia de 1964, hoy hay que hablar de Bolsonaro.com.br más que del propio Bolsonaro porque las empresas de publicidad de Estados Unidos fabrican así, a medida, a los “nuevos” políticos de siglo XXI en sus cursillos de “liderazgo”. Cuando se necesita un buen candidato (fascista) no hay que empezar por las reuniones o el programa electoral sino por el blog, la página web, YouTube, Facebook, Instagram, Twitter, WhatsApp...

    Algunos posmodernos tienen el desparpajo de llamar a esto “democracia directa”. El caso es que en el fascismo 2.0 ya no hay militantes sino seguidores. Por lo tanto, tampoco hay partidos políticos y los electores no votan un programa electoral sino una página web, y Bolsonaro tiene la suya, aunque los “progres” no lean esas cosas.

    Bolsonaro.com.br es un fascismo 2.0 con todos los “adelantos” de las últimas tecnologías de la galaxia virtual, como los bots. Para ser un fenómeno en la política fascista tienes que pasar por ser un fenómeno digital, muy visible, “trending topic”. Contacto directo con tus seguidores y fans. Un cuarto de hora de chat en WhatsApp es más importante que un mitin y no hay que desplazarse a ningún sitio; basta con estar sentado en el sofá de casa con el móvil en la mano.

    Claro que los aficionados a las redes sociales no saben que al otro lado del móvil lo que hay son expertos y empresas publicitarias capaces de enviar y reproducir millones de mensajes en Facebook, Twitter, Instagram, WhatsApp, correo electrónico, SMS...

    Bolsonaro ha seguido cursillos para chatear en las redes y, por cierto, su consejera de imagen, Olga Curado, es la misma que dirigió la promoción de Lula y Ruseff. Por si no lo sabían: en la política del siglo XXI la “imagen” es neutra; vale lo mismo para los fascistas que para “la izquierda”. Es así como se luce esa “izquierda”.

    El Frente Parlamentario Evangélico

    Pero, como es natural, el apoyo más importante de Bolsonaro está en el imperialismo, que en este caso actúa con la cobertura de las sectas protestantes, que no sólo predican los domingos por la mañana desde el púlpito sino que disponen de cadenas de televisión, como TV Record, propiedad del capitalista Edi Macedo Bezerra. Es el “Frente Parlamentario Evangélico” de las tres BBB (Biblia, buey y bala) que nutre de ideología reaccionaria a Bolsonaro, un protestante converso y un fugitivo en el santuario mismo de la Teología de la Liberación católica.

    Volvemos así al punto de partida: la destitución de Rouseff en 2016 estuvo promovida formalmente por la abogada Janaina Paschoal, del PSL, el partido de Bolsonaro, y la bancada de diputados evangelistas, por cierto, corrompida hasta el tuétano por mil escándalos, aunque como todos los corruptos, son los que más ladran contra la corrupción.

    Como en España pervive el fascismo, en Brasil lo que pervive de forma aún más patente, es el golpismo militar, del que nunca se depuró, ni siquiera bajo los gobiernos de Lula y Rouseff. Cuando quienes les destituyeron gritaban por la calle “Intervençao militar jà” y “Vamos a acabar con el activismo”, tenían muy claro tanto lo que no querían como lo que sí querían. Son los demás los que necesitan aclararase.

    (*) https://www.lahaine.org/mundo.php/bolsonaro-es-una-creacion-de


    0 0


    La explosión ayer de un taller de fabricación de explosivos y armas químicas en Idlib causó la muerte de 11 yihadistas británicos, chechenos y turcos, miembros de las centrales de inteligencias extranjeras que dirigen la guerra contra Siria.

    El arsenal estaba situado en el distrito de Turmanin, en la ZONA norte de Idlib, a sólo 15 kilómetros de la frontera turca y contenía grandes cantidades de explosivos, fertilizantes y barriles de cloro líquido.

    Los muertos son 9 espías extranjeros y 2 miembros de los Cascos Blancos, aunque el número podría aumentar porque han aparecido calcinados varios restos humanos.

    Una parte del arsenal albergaba un laboratorio de producción de explosivos y productos químicos y los extranjeros que lo supervisaban se encontraban dentro en el momento de la violenta explosión.

    En colaboración con los Cascos Blancos, Tahrir Al-Sham (Al-Qaeda, Frente Al-Nosra) transportó sustancias desde este arsenal a lugares desconocidos y el 14 de octubre anunció en un comunicado su oposición al acuerdo sobre el establecimiento de una zona desmilitarizada en Idlib, firmado por los turcos y los rusos en Sochi.

    Desde 2013 las grandes cadenas de intoxicación acusan al gobierno de Damasco de fabricar y lanzar armas químicas como pretexto para posteriores ataques, pero las evidencias siguen poniendo de manifesto de dónde procede dicho armamento.

    A pesar de las pruebas de los crímenes de guerra cometidos por los Cascos Blancos que operan en Siria, tanto ellos como sus familiares serán recibidos como héroes en Gran Bretaña.

    En Canadá Jacques Trudeau también ha concedido asilo político a muchos miembros de los Cascos Blancos, rindiéndoles homenaje público.

    Los Cascos Blancos son una organización creada por el MI6 para la campaña de intoxicación propagandística contra el gobierno de Bashar Al-Assad.

    0 0

    Thiel: el rostro informático de la CIA
    Hace tiempo que las políticas económicas de privatización de servicios públicos llegaron a los ejércitos y al espionaje. La información se compra y se vende y, como toda mercancía, puede ser buena o mala, veraz o fraudulenta.

    La CIA es una central adelantada a la subcontratación de todo tipo de tareas de espionaje, para lo cual no se ha limitado acudir al mercado, como cualquier otro cliente o consumidor. No; ha creado las empresas suministradoras, lo que tiene tres explicaciones.

    La primera es que al repartir una información entre varios clientes, el precio sale más barato. Las segunda es que la información depende cada vez más del desarrollo de las fuerzas productivas y de la tecnología. Sabe más quien tiene más medios. La tercera es que la información procede cada vez más de lo que los espías califican como “fuentes abiertas”, es decir, información que está a disposición de cualquiera.

    Las tres razones conducen de cabeza a internet y a lo que rodea a internet, como las gigantescas bases de datos (“big data”) que se manejan hoy.

    Por eso las empresas que se ofrecen para ese tipo de servicios, no son lo que parece. No son ajenas a la CIA sino que son la CIA misma porque, además, al trabajar para varios clientes capturan mucha más información.

    En España pronto todo el mundo empezará a hablar de Palantir, una de esas empresas filiales de la CIA, dirigida por Peter Thiel, consejero informático del gobierno de Trump.

    Para que se hagan una idea, Thiel fue uno de los primeros inversores de Facebook, uno de los fundadores de PayPal, estuvo en la creación de YouTube, la red LinkedIn, la aplicación Yelp... Cuando se analizan los “grandes éxitos” de internet (“start ups”), lo que aparece es que casi todos ellos fueron creados por las mismas personas, un grupo muy selecto de personajes, como Peter Thiel, todos ellos muy estrechamente relacionados entre sí.

    El nombre elegido para la empresa no es ninguna casualidad. Procede de las novelas de J.R.R. Tolkien, autor de “El señor de los anillos”, entre otras, donde la palabra “palantir” no es más que el panóptico de Bentham: “el ojo que todo lo ve”, la bola de cristal que permite predecir el futuro, la vieja la piedra filosofal.

    Thiel creó Palantir con dinero de In-Q-Tel, es decir, de la CIA y hay que recordar algo importante: en abril Estados Unidos aprobó la Ley Nube (Clarifying Lawful Overseas Use of Data Act) que obliga a las empresas estadounidenses a informar al gobierno, incluso aunque hayan obtenido la información fuera del país.

    Palantir trabaja con grandes monopolios, bancos, aseguradoras y multinacionales, lo mismo que con instituciones públicas, dentro y fuera de Estados Unidos, del tipo de la agencia tributaria, los juzgados o la seguridad social. Trabaja con la policía Nueva Orleans y Los Angeles en los programas de policía predictiva, de los que ya hemos hablado. Tampoco hay que olvidar a tinglados tan sospechosos, como el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación que destapó los Papeles de Panamá (de los que ya nadie se acuerda).

    Prologado por el mafioso de Zuckerberg, Thiel escribió un libro en 2015, traducido al castellano (*), que se titula del “Del cero al uno” para dar la impresión de que trata sobre lógica binaria. Lo realmente bueno es el subtítulo, “Cómo inventar el futuro” porque la CIA, y otros organismos parecidos, no sólo tienen la pretensión de conocer el futuro sino de diseñarlo (a su imagen y semejanza). Quieren que en el futuro seamos como ellos quieren.

    Es como uno de esos libros de autoayuda tan anglosajones que te enseñan a triunfar en la vida, lo cual consiste en ser un emprendedor, crear una empresa exitosa que rente muchos beneficios. Para ello no tienes más que seguir el manual de instrucciones de Thiel, aunque no te dice nada de asociarte con la CIA. ¿Por que será?

    (*) Los más morbosos lo pueden descargar desde este enlace: https://mega.nz/#!S08CWbTT!BDkOcB1X9Cho0u6afnDpuPIUqcmyEc6_GsQg_m2757M

    0 0


    Como decíamos ayer, al Patriarcado de la Iglesia Ortodoxa de Constantinopla se le ha ocurrido entrar en el juego que Estados Unidos se trae en Ucrania.

    Tras orquestar en 2014 el golpe de Estado en Ucrania, el embajador Pyatt fue enviado a Grecia, lo cual merece una explicación sucinta: desde 1923 Turquía sólo reconoce a la Iglesia Ortodoxa no canónica, mientras que el Patriarcado de Constantinopla está principalmente vinculado a Grecia. Hay unos 9.000 fieles ortodoxos en Turquía frente a más de 3 millones en Grecia.

    En otras palabras: es la religión la que sirve a la política, y no al revés. Por lo tanto, las batallas políticas multiplican las batallas teológicas dentro de la Iglesia Ortodoxa, lo mismo en Ucrania, que en Rusia, que en Turquía, que en Grecia.

    El Patriarca de Constantinopla tiene poco, pues, de Constantinopla; ni siquiera de Estambul. El gobierno turco nunca ha podido admitir que 9.000 fieles ortodoxos dependan de una autoridad religiosa extranjera que, además, usurpa el nombre de Constantinopla. En consecuencia, el Estado crear su propia autoridad religiosa.

    Cuando hace unos días el referido Patriarcado de Constantinopla toma partido a favor de Ucrania, la autoridad ortodoxa turca aprovecha para marcar distancias y ponerse en un primer plano con una ocurrencia feliz: presenta una demanda ante los tribunales contra el Patriarcado de Constantinopla.

    De acuerdo con el Tratado de Lausana de 1923 y la legislación turca, el Patriarcado de Constantinopla no tiene poder para enviar exarcas al extranjero, ni para reconocer una Iglesia autocéfala, como la ucraniana, cuyo título es honorífico, no pudiendo prestar servicios religiosos a los griegos que viven en Turquía.

    En términos políticos: el Patriarca de Constantinopla se puede convertir en un exiliado dentro de Constantinopla (Estambul), si es que le permiten quedarse en el país.

    Ahora, si levantamos el telón un poco más lo que vemos es la larga mano de Rusia, que ya avisó de que utilizaría sus buenas relaciones diplomáticas con Turquía para atacar al Patriarcado, al que sólo le queda el apoyo de la OTAN, Estados Unidos y Grecia.

    Es un tema apasionante para los historiadores: volvemos a los siglos XVI y XVII.

    0 0

    “Indian Horse” es una película rodada el año pasado por el director canadiense Stephen S. Campanelli, que durante 20 años fue el operador de cámara de Eastwood, a quien convenció para poner la pasta.

    El guión se basa en una novela del también canadiense Richard Wagamese que ha tenido un enorme éxito y ha levantado una enorme polvareda, lo que es muy frecuente cuando un país no conoce su historia porque ha vivido siempre mirando hacia otro lado.

    “¿Qué?, ¿Los canadienses hicieron esto?”, preguntó Eastwood cuando leyó el guión. “¿Cómo es que nadie lo sabe?”, repitió el conocido cineasta estadounidense.

    A muchos la terapia cinéfila les recordará -muy vagamente- a “Bailando con lobos” y unos pocos pasarán por encima porque son cosas sobre las que ya escribieron Fray Bartolomé de las Casas o el inolvidable Mariátegui.

    Colonialismo, religión, exterminio... Volver a replantear otra vez algo de lo que ya se habló cuando los fastos del V Centenario no es un mero recordatorio sino un replanteamiento por partida doble.

    Los colonialistas lo hicieron conscientemente y por eso pusieron a los curas y monjas al frente de una tarea que era la de la cruz tanto como la de la espada. La primera te convence y la segunda te mata cuando falla la primera.

    Pero de la conciencia pasaron a la inconsciencia y de ahí, poco a poco, a la mala conciencia, al arrepentimiento y a solicitar el perdón por sus numerosos crímenes, que es el punto de partida para la “reconciliación nacional” entre los verdugos y sus víctimas.

    Luego podríamos discutir cómo la evolución de la conciencia colonialista ha infectado a los colonizados en forma de indigenismo para difuminar la conciencia de clase. El colonizado tampoco sabe quién es realmente; tampoco sabe qué es porque, como en caso de los bebés robados en España, le han quitado tanto que nunca ha visto su verdadero álbum familiar de fotos.

    Algunos llaman a eso “identidad”, que es tanto como decir que A = A, o sea, lógica formal. Los otros lo desprecian por “identitarios”, como si se pudiera ir por el mundo sin tener carnet “de identidad”.

    En América y en el Tercer Mundo hizo falta alguien como Mariátegui, a medio camino entre el vasco colonizador y el indio colonizado, para reconstruir las biografías de los autóctonos como campesinos sometidos, expoliados y exterminados.

    0 0

    Valencia, 1981: los tanques en la calle
    Volvemos una y otra vez con variaciones sobre el mismo tema, frente a quienes pretenden inculcarnos que “la ultraderecha” son esos (y sólo esos) partidos xenófobos y matones callejeros. No; alguien tiene que ponerles en el centro del escenario para que los espectadores les voten.

    Se llama prensa, medios de comunicación, cadenas de radio y televisión, internet, redes sociales y tertulianos, a su vez dirigidos por empresas de imagen, publicidad y relaciones públicas, es decir, por capitalistas que invierten su dinero en negocios rentables.

    Donde hay un fascista hay también una capitalista y un “experto” en comunicación que fabrica una marca política como quien fabrica una marca comercial. Luego el votante va a las urnas como el consumidor al súper del barrio.

    En el mundo moderno, pero muy especialmente en el periodismo, no importa la calidad sino la cantidad; no importa que hablen mal de “la ultraderecha”. Lo importante es que hablen, aunque sea de algo insignificante como Vox, de quienes nadie se acordará dentro de muy poco tiempo.

    Uno de los aspectos más importantes de la intoxicación informativa son las maniobras de distracción, llevar la atención hacia los aspectos anecdóticos de la realidad. En un escenario abrumado por la cantidad, es algo muy sencillo.

    La intoxicación es como el dios bíblico, capaz de crear a partir de la nada. ¿Cómo se convierte la nada en “algo”? También es bastante sencillo: “la ultraderecha” es un peligro, luego ya es “algo”.

    En España hemos conocido experiencias de ese tipo, de la mano de Carrillo y el PCE que inmediatamente después de la transición ocultaron su pacto con UCD, el partido de gobierno, con una alarma fraudulenta hacia lo que entonces era AP, Alianza Popular, calificada de “franquista”.

    Para ocultar la realidad presente no hay nada mejor que inventar un peligro futuro. La falta de memoria histórica consigue lo demás. Reconvertidos en PP, aquellos “franquistas” de los que nos hablaba el PCE no gobernaron hasta 20 años después, pero entonces nadie se acordó de que eran “franquistas”, es decir, que ya no eran un peligro sino una realidad.

    Por eso tuvieron que inventar otros peligros y otros franquistas y neofranquistas que hacen buenos a los anteriores porque el miedo, esos grandes peligros que nos acechan, guardan la viña. Es mejor no despertar al monstruo franquista; quedémonos como estamos.

    El miedo al franquismo es la historia misma de la transición. Para sacar a aquella generación de la calle hubo que inventar toda clase de peligros, riesgos y miedos, como el “ruido de sables”, es decir, la amenaza permanente de un golpe de Estado militar. “¿No os gusta esta Constitución?, ¿no os gustan los Pactos de la Moncloa?, ¿no os gusta UCD?” Entonces recurrían al 23-F, a Tejero, y a lo que calificaban como “búnker”.

    Era mentira; nunca hubo una cosa (transición) o la otra (franquismo). Era todo parte de lo mismo. De ahí que el golpe de Estado del 23 de febrero de 1981 haya sido justamente calificado como un “autogolpe”. En la transición todo se lo guisaron y se lo comieron entre los mismos: los franquistas.

    Igual que la transición, el “autogolpe” cumplió su papel: no sólo no desestabilizó sino que ayudó a consolidar el fraude político, mientras la “oposición domesticada” enterraba la cabeza bajo tierra de manera definitiva.


    Este fin de semana los fascistas convocaron un acto para honrar la memoria del coronel Yagüe, el asesino en masa de Badajoz, para lo cual no se aferran a la imagen de Franco, ni a la Hitler sino a la del rey Felipe VI.

    0 0
  • 10/22/18--03:44: Malos modales
  • Darío Herchhoren

    Son los que tienen los muchachos de los servicios secretos saudíes. Son algo rudos y se ponen nerviosos y en esas circunstancias se les va la mano (y la sierra) y cortan en pedazos a un compatriota dentro de un consulado.

    Esto es al parecer lo que le ha pasado al periodista Kassoggi que entró al consulado saudí en Estambul y salió desmermbrado en varias maletas con destino a Riad con el objeto de probar ante el principe Bin Salman un trabajo bien hecho.

    Hay que aclarar algunas cosas, ya que la información que vamos sabiendo es cada vez más complicada, y pone más de manifiesto esos malos modales.

    Al parecer Kassoggi era sobrino del famoso traficante de armas Adnan Kassoggi que vivía en Marbella y que falleció en 2017. Este individuo fue el organizador del famoso affaire Irán Contra por encargo del otrora candidato a la presidencia de los USA Ronald Reagan.

    Pero el sobrino no le iba en zaga. Era amigo personal de Ben Laden y hay fotografías que lo muestran en Afghanistán armado con una metralleta y actuando en combate junto a su compinche.

    Es decir que era un hombre al servicio del imperio USA. En el momento de su muerte trabajaba como periodista del Washington Post, que está controlado por la CIA.

    Pero todo este escandaloso asunto hay que enmarcarlo en la lucha que el imperio libra contra el presidente turco Erdogan que ha sido víctima de un intento de gole de estado fracasado urdido por la CIA, que fue advertido por el servicio de seguridad de Rusia y que le salvó la vida a Erdogan.

    Erdogan ante ese hecho desató una inmensa purga que acabó con la carrera de miles de funcionarios, jueces, catedráticos y periodistas en Turquía y con la supresión de varios diarios turcos opuestos a él.

    En Turquía permanece preso un ciudadano USA acusado de espionaje, al parecer que como represalia por la protección del imperio a Fetulah Gulen, un jerarca religioso turco cercano a los Hermanos Musulmanes, que son amigos de los USA.

    A raíz de todo esto, el gobierno turco no le permite a los USA usar la base militar de Incirlik, muy cerca de la frontera con Siria y lugar de salida de aviones USA para atacar a Siria. Todo esto ha llevado a Turquía a echarse en brazos de Rusia que es el gran ganador en este complicado rompecabezas.

    A su vez, sabiendo la relación especial que los saudíes mantienen con Trump, los servicios de seguridad turcos han introducido micrófonos y cámaras ocultas en el consulado saudí e Estambul que han grabado y filmado las escalofriantes escenas de la muerte de Kassoggi, y las darán a publicidad el martes 23 de octubre.

    Esto ha hecho que el gobierno saudí haya tenido que dar explicaciones. Abstrusas explicaciones, que cada vez complican más a ese gobierno en este oscuro crimen de estado. Todo apunta al príncipe Mohamed Bin Salman y ha levantado una verdadera ola de indignación y tanto que personajes como Javier Solana ex secretario general de la OTAN ha dicho que Arabia debe acabar con la agresión a Yemen (ya era hora), y que Alemania deje de vender armas a ese país.

    Evidentemente hay un trasfondo geopolítico detrás de todo esto, y es la inquina que siente el imperio contra Irán, y a que Arabia Saudí es el vicario de una polítia agresiva contra la nación persa. Es posible que estemos asistiendo a un cambio de gobierno en Arabia. Ya Trump, hace muy pocos días lo dijo. Si quitamos nuestro apoyo a la monarquía saudí, duraría quince días. Y lo dijo en esos términos siempre tan diplomáticos y tan propios de Trump.

    Llama la atención el costado mafioso que tiene todo esto. La muerte y el desmembramiento del periodista, y luego las condolencias de la familia real saudí para con el hijo del muerto, el accidente y muerte de uno de los carniceros y las promesas de castigo a aquellos "que actuaron por su cuenta". Todo ello huele a crimen mafioso. En fin, veremos cosas raras en los próximos días.

    0 0

    El miércoles de la semana pasada un trabajador de una empresa de Quintanar de la Orden, en Toledo, murió aplastado por una máquina.

    La empresa, llamada Quintaplast, se dedica a la fabricación de moldes de plástico y envases para la alimentación.

    Una hermana del trabajador también murió hace unos años en otro “accidente” laboral, esta vez en una explotación agraria del pueblo.

    El fallecido, de 35 años de edad, se llamaba Andrés y deja viuda y dos niños. La viuda, Daniela, ha publicado un desgarrador relato en las redes sociales. Dice que trabajó durante un año en la misma empresa en la que murió su compañero.

    Pide a los trabajadores de la empresa que denuncien sus condiciones de trabajo. No quiere que “se queden callados”. Quiere que cuenten en qué condiciones tienen que trabajar.

    Se pregunta también por la Inspección de Trabajo y si acudirá a la empresa cuando ya hayan puesto medidas de seguridad.

    “Quiero que todo el mundo tenga claro que el padre de mis hijos no era solo mecánico de coches, el arreglaba cualquier tipo de máquina. Se que lo conoce todo el pueblo y la gente sabe que era una persona muy inteligente, trabajadora, apañada que no se le resistía ninguna máquina que tocaba”.

    El 26 de julio falleció otro trabajador de 45 años en Toledo en un accidente laboral al precipitarse desde un tercer piso de un edificio en construcción en el barrio de Santa María de Benquerencia de la capital.

    El mismo día otro trabajador de 49 años falleció también al precipitarse a un bidón de esmalte en una fábrica de cerámicas de Alameda de la Sagra, también en Toledo.

    El 8 de octubre el consejero de economía de la Junta Autonómica convocó una rueda de prensa para asegurar que el número de “accidentes” laborales había descendido...

    0 0


    Sin los siete años que Siria lleva en guerra, la atención del mundo estaría puesta en otra parte, en la joya de aquellas “primaveras árabes” de 2011: la invasión y destrucción de Libia, seguida de la repulsiva matanza de su máximo dirigente, Muammar Gadafi.

    A Libia no le faltó de nada: ni la OTAN, ni la ONU, ni los imperialistas, ni la intoxicación mediática, ni los yihadistas, ni los objetivos humanitarios de todos ellos. Había que acabar con un dictador que violaba los derechos humanos.

    El destino de Gadafi demostró el verdadero significado de los derechos humanos, sin que las ONG humanitarias hayan levantado ni la más mínima protesta.

    A Gadafi le ocurrió como a Libia, un país follado más que fallido. Desde mediados de octubre el espionaje imperialista sabía el escondite de Gadafi y fueron acompañados de sus sicarios, yihadistas jaleados por los medios de comunicación del mundo entero en lo que calificaron como una “revuelta popular” (tan popular o más que el Partido Popular.

    El 20 de octubre los yihadistas capturaron vivo a Gadafi en medio de gritos de “Alah ajbar”. Hicieron lo que hacen siempre, lo que mejor saben hacer, descuartizar y grabarlo en un vídeo que luego difundió Global Post. Le golpearon con los pies, con las puños y con palos, le arrancaron el pelo y uno de ellos le metió un palo por el culo, mientras le sacaban del canal en el que se escondía.

    Después le introdujeron en una ambulancia con el pretexto de llevarle a un hospital de Misrata, pero cuando estaba en el interior le dispararon en la cabeza. Según el periódico italiano “Il Corriere dela Sera” quien apretó el gatillo fue un espía francés enviado por Sarkozi, entonces Presidente de la República.

    En junio el “nuevo” Presidente francés, Macron, admitió que la intervención del ejército y el espionaje francés en Libia fue un “error”, otro más de una gran potencia que se equivoca por el mundo mucho más de lo que debería. En las próxima elecciones los franceses deberían elegir a candidatos menos torpes.

    Gadafi fue uno de los mayores promotores del panafricanismo, que forma parte de la lucha del Continente Negro por sacudirse de encima el peso de las grandes potencias imperialistas. De ahí que quince asociaciones africanas hayan presentado una querella contra Sarkozi por asesinato ante el Tribunal Penal Internacional.

    0 0

    Mientras unos hablan del peligro de “la ultraderecha” para desviar la atención del mundo real, el fascismo sigue su curso en Francia, donde la policía ha creado un gran fichero de sospechosos con casi toda la población: 60 millones de personas.

    El gobierno ni se ha tomado la molestia de discutir y aprobar una ley en el Parlamento; le ha bastado con un decreto y todos los recursos legales han sido inútiles. El Consejo de Estado lo refrendó el 18 de octubre.

    Todos esos que hablan del auge del fascismo no incluirán el decreto dentro de ese auge. Ni siquiera lo mencionarán, pero hace años que Francia desciende a tumba abierta por las cloacas después de 200 años de “liberté”.

    El fichero se llama TES (Documento Electrónico Seguro) y es una base de datos centralizada e informatizada con los típicos datos policiales que no solamente informan de los “malvados” sino también de los “buenos”. Todos son sospechosos.

    En 2012 el Consejo Constitucional rechazó la aprobación del fichero y de un microprocesador optativo que permitiría acceder en tiempo real a los datos biométricos de cualquiera.

    Para cada pasaporte y DNI habrá un ficha con el nombre, los apellidos, los apodos, fecha y lugar de nacimiento, nacionalidad, sexo, nombres de ambos progenitores, color de los ojos, altura, domicilio, foto digitalizada, huellas dactilares y firma digitalizada, entre otros datos de interés para el control de la policía, más típicas de la posmodernidad: número de teléfono y correo electrónico.

    ¿Preguntaban Ustedes por Le Pen?, ¿por algún peligro posible o imaginable? Empiecen a mirar el mundo de cara de una vez: si a Usted le tratan como a un delincuente y le vigilan es porque es un delincuente. ¿O  se había creído otra cosa?, ¿una ciudadanos con derechos?, ¿la presunción de inocencia, quizás?

    https://www.numerama.com/politique/205426-lidentite-biometrique-de-60-millions-de-francais-reunie-dans-un-seul-fichier.html

    0 0

    El sábado el ministro ruso de Defensa, Sergei Shoigu, dijo que la aviación rusa había realizado más de 40.000 vuelos, incluidos 21.000 de noche, desde que inició su operaciones en Siria. Los bombardeos suponen aproximadamente unos 122.000 ataques contra instalaciones terroristas que han acabado con 87.500 terroristas aproximadamente y se han liberado más de 1.411 poblaciones como resultado de esas operaciones.

    Más de 2.500 poblaciones se han unido voluntariamente al proceso de paz, gracias a los esfuerzos del Centro de Reconciliación de Rusia. Según Shoigu, se presta especial atención a la solución de los problemas humanitarios.

    Ese mismo día, tras largas negociaciones y el asedio de Al-Safa, el ejército sirio liberó a seis rehenes, todos ellos secuestrados por el Califato Islámico durante un ataque en julio. El gobernador de la región de Sweida, Amer Al-Ashi, dijo que muchos terroristas murieron durante la operación, que duró más de 83 días, tras el ataque del Califato Islámico.

    La agencia pública de noticias siria Sana también informó el sábado de que la llamada “coalición internacional” que dirige Estados Unidos, mató al menos a 62 civiles en tres ataques aéreos más contra las aldeas de Al-Suseh y Al-Bubadran en la región de Al-Bukmal de Deir Ezzor. De las víctimas, 15, en su mayoría niños y mujeres, fueron asesinados en Al-Suseh. 37 civiles murieron en un ataque aéreo contra la mezquita de Othman bin Affan, en la provincia oriental de Deir Ezzor. Los últimos 10 fueron asesinados tras un ataque aéreo en la mezquita de Ammar bin Yasser, en la aldea de Al-Boubadran. Según fuentes locales, hubo muchos heridos y el número de muertes podría aumentar debido a que muchas de ellas son graves.

    En el valle del Éufrates, los restantes militantes del Califato Islámico han lanzado nuevos ataques contra los kurdos de las Fuerzas Democráticas Sirias (FDS). Cinco artefactos explosivos improvisados llevados por terroristas suicidas y decenas de combatientes del grupo terrorista atacaron posiciones de las FDS al norte de la ciudad de Baghuz Al-Fawqani. Las fuerzas respaldadas por Estados Unidos destruyeron los vehículos y regresaron a la posición que habían controlado anteriormente. El Centro de Prensa de las FDS informó de que más de 31 combatientes del Califato Islámico murieron en los enfrentamientos.

    El Centro Ruso de Reconciliación informó de que el viernes el cese el fuego fue violado por agresores desconocidos que bombardearon varias zonas controladas por el Gobierno en las provincias de Alepo y Latakia. Los yihadistas violan constantemente el alto el fuego con el objetivo aparente de sabotear el acuerdo negociado entre Rusia y Turquía. Anteriormente, el calendario de ejecución de la zona desmilitarizada se prorrogó en un intento de salvarla. No obstante, sigue habiendo problemas importantes para obligar a los yihadistas a respetar el alto el fuego.

    Las últimas imágenes tomadas vía satélite muestran que los rusos están construyendo 18 refugios reforzados para aviones en la base aérea de Hmeimimim, en Lattakia. Una fuente siria local informó que la construcción de los refugios comenzó hace más de un mes. Las imágenes también muestran que la base aérea contiene actualmente nueve cazas Su-24, cuatro Su-34 y cuatro Su-35. También contiene varios aviones de reconocimiento y patrulla.

    0 0

    Nazis estonios de la Waffen SS
    El gobierno de Estonia ha pedido a Rusia una indemnización de 92.000 millones de rublos por liberarla de la ocupación nazi en la Segunda Guerra Mundial, lo cual es más dramático que pintoresco. En las oficinas públicas de Tallin, la capital, consideran que su país estuvo ocupado por la URSS, pero no por el III Reich, aunque cabe pensar en otra posibilidad: no han pedido indemnización a Merkel porque consideran que el III Reich no causó daños a Estonia. Incluso cabe pensar que los únicos que causaron daños a Estonia fueron los soviéticos...

    En pleno auge de “la ultraderecha” nos tememos que las cadenas de intoxicación van a mantener esta exigencia estonia en silencio porque demuestra que todo es una patraña: en Estonia “la ultraderecha” no constituye ningún peligro porque los nazis están en el gobierno desde que el país se “liberó” de la “pesadilla soviética”.

    Esa es la dosis de realismo para la mañana de hoy que nos aleja de los peligros y temores a “la ultraderecha” y nos acerca a la Unión Europea. En Bruselas los desfiles anuales de los veteranos estonios de la Waffen SS por las calles de Tallin o Riga no molestan y nadie habla de ello porque eso no forma parte del “auge de la ultraderecha”.

    Si del realismo pasamos al materialismo (histórico, por supuesto), extraemos conclusiones muy diferentes a las de los mequetrefes del Canal Historia de Movistar (al que califican como el “Canal Hitler”); más bien opuestas.

    Estonia entró a formar parte del Imperio Ruso por un tratado de 1721, donde permaneció ininterrumpidamente hasta la revolución de 1917, cuando tuvo un corto período de independencia desde 1921 (pacto de reconocimiento mutuo) hasta la Segunda Guerra Mundial. En 1939, cuando el III Reich desencadenó la guerra mundial, Estonia y la URSS firmaron un pacto de asistencia mutua, en 1940 ingresó en la URSS y al año siguiente fue ocupada por el III Reich.

    Al llegar al poder en 1990, los nazis estonios escriben nuevos manuales de “historia” para las escuelas donde esos detalles son sustituidos por otros: Estonia estaba muy a gusto bajo la ocupación nazi porque los había liberado de la URSS y del stalinismo, que asesinó a 49.000 estonios, aunque nadie sabe de dónde sale esa cifra, ni si los mataron sólo por ser estonios o si concurrían otras “pequeñas circunstancias“, como el hecho de formar parte de la Waffen SS. Sólo el primer año de la ocupación, la Wehrmacht creó tres batallones de 1.330 estonios cada uno y los integró en sus filas.

    En 1942 la policía nazi de Estonia se componía de 10.400 efectivos. El 36 Batallón de la Policía de Estonia participó en la masacre de judíos de Novogrudok, Bielorrusia. El Batallón Especial Ostland participó en la masacre de judíos en Ucrania y Bielorrusia asesinando a 12.000 de ellos.

    En noviembre de 1942 ese mismo batallón, junto con el ejército alemán, llevó a cabo operaciones contra la resistencia guerrillera en Ovrutch, donde más de 50 aldeas fueron destruidas y más de 1.500 personas asesinadas. En una de ellas, 40 campesinos fueron quemados vivos.

    Los policías estonios ejercieron de carceleros en algunos campos de concentración de Europa central, y especialmente en Ucrania, participando activamente en las matanzas. El 5 de septiembre de 1942 un convoy de 1.000 judíos procedentes del campo de concentración de Theresienstadt, establecido por la Gestapo en lo que hoy es la República Checa, fue asesinado por la policía estonia en Kaasiku.

    En el campo de concentración de Kooga, en Estonia, custodiado por el 287 Batallón de la policía estonia, varios miles de judíos procedentes de los campos de Vilnius, Transilvania y otros fueron fusilados por los estonios, justo antes de que llegara el ejército soviético.

    En Estonia la historia de verdad relata que tras la ocupación, la Abwehr, el espionaje nazi, y el SD, llevaron a cabo 5.033 redadas, detuvieron a 41.135 personas y asesinaron a 7.357 personas sólo en Sinimae.

    Cuando el ejército alemán tomó Tartu, asesinó a 12.000 oficiales soviéticos, prisioneros de guerra y civiles.

    En 1943 los alemanes reestructuraron a sus peones estonios para llevar a cabo las operaciones Henrich y Fritz contra la guerrilla soviética.

    Por orden directa de Hitler, al año siguiente se formó la 20 División de las SS estonias, a la que se unieron varios cuerpos hasta formar un contingente de más de 15.000 efectivos que participó en la lucha contra el ejército soviético y fue diezmado implacablemente.

    El 13 de enero de 1945 sus restos fueron enviados a Wittenberg para continuar combatiendo contra el ejército soviético en Alemania hasta el último minuto de la guerra. Se retiraron hacia Checoslovaquia, donde los soviéticos capturaron a unos 10.000 de ellos cerca de Praga. Otros 3.000 lograron huir hacia el oeste, donde los británicos y estadounidenses los acogieron como “refugiados políticos” que habían huido del “terror stalinista”.

    En total, durante la Segunda Guerra Mundial, unos 70.000 estonios lucharon junto a los nazis, asesinando a unas 150.000 personas.


    1940: manifestación en Riga, Letonia, exigiendo el ingreso en la URSS

    0 0
  • 10/24/18--02:25: Reforma o revolución social
  • Jon Iurrebaso Atutxa

    ¿Reforma de lo que un día soñamos y concreción de dicha reforma en lo que hoy y aquí es “posible” (es decir, lo que el capital vasco/español/francés nos permite) o seguimos apostando con todas las consecuencias por la Revolución Socialista Vasca?

    Añadimos, con la suficiente humildad que la lucha nos ha dado, que la primera posibilidad está, de antemano, abocada al fracaso. Hoy en día no hay sitio ni siquiera para la socialdemocracia y su dorado y soñado edén, el estado del bienestar. El estado de bienestar fabricado para ahuyentar las ventajas del sistema soviético para con sus mujeres y hombres, hace ya tiempo que no tiene razón de ser. Por escenificar, la caída del muro de Berlín supuso que ese estado de bienestar podía desaparecer sin ningún serio problema. La tasa de ganancia del capital no admite tonterías. No seamos ingenuos. La socialdemocracia tuvo su valor cuando peligraba el orden burgués. Hoy la socialdemocracia es el centro de antaño que se permitía algún lujo por la “izquierda” de vez en cuando.

    Hoy en día no hay espacio para jugar ni a demócratas. Ni siquiera en una democracia burguesa. El capital no puede permitir que agentes de su superestructura jueguen al obrerismo, por ejemplo. Hoy en día nadie se puede salir de la foto que le interesa a la burguesía. Hoy en día tenemos extrema derecha, derecha y centro derecha, todos encuadrados en la amplia derecha. Y de ese encuadre caricaturesco, pero cierto, no se salva ningún territorio. En todo caso se pueden exacerbar aún más ciertos comportamientos y siempre lo harán hacia la derecha. Orden, miedo, orden y un pretendido bienestar pisando a quien haga falta.

    Así pues, y dependiendo de qué tiempo histórico tengamos en cuenta y en qué lugar, siempre nos encontraremos en el amplio campo de la izquierda con el eterno dilema. ¿Hacemos algo dentro de lo posible o nos metemos en un callejón utópico y de incierta salida? Pregunta/planteamiento con trampa. Hasta tal punto que a veces esa disyuntiva discurre sin que las verdaderas interesadas/os, la clase obrera y capas populares, se den cuenta de lo que se está cociendo. Las más, por desgracia.

    Ante tanta insistencia por revisar todo lo que se ha hecho en estos últimos sesenta años, consideramos que éste histérico empeño revisionista no ha hecho sino empezar. Mirándolo desde la perspectiva marxista claro. Telegráficamente podríamos resumir que, en su sentido más positivo, hemos aprendido mucho en los últimos años. No pensamos que nos vuelvan a engañar con liderazgos que finalmente se entregan al enemigo que nos ocupa y a la burguesía vasco-española que nos explota.

    Haciendo un somero repaso de los procesos de emancipación nacional y social, estos tienen muchas contradicciones, puntos álgidos, bajos y en lo que se refiere a Euskara Herria no iba a ser la excepción. Y mucho menos teniendo en cuenta su ubicación geográfica. Situada en uno de los centros del capitalismo mundial, como es Europa. Y siendo además una nación oprimida por dos Estados imperialistas con múltiples agresiones, invasiones, matanzas, despojos, etc. a lo largo y ancho del mundo. Y que, encima, les crean problemas serios en lo que pretenden que sea parte de su suelo patrio: Euskal Herria, Corcega, Bretaña, neocolonias...

    Por otro lado es cierto que hoy en día en nuestra tierra o en parte de ella (las cifras a veces son de Hegoalde, otras de Euskal Herria, otras de Vascongadas otras de Nafarroa garaia...) hay 300.000 personas (cifras oficiales y por tanto interesadas) que no pueden acceder a la calefacción y demás necesidades básicas por falta de recursos. Es verdad que hoy en día hay pisos ocupados por 3 o 4 personas que no llegan a 1.500 euros y pico entre todos, por poner un ejemplo. Y así y todo se puede decir que no se muere de hambre aunque el nivel de pobreza cada vez más sea mayor y en muchos casos límite.

    También podemos afirmar que la burguesía vasca o vasco-española era fuerte antes de la guerra de 1936/1939. Mantenía una estrecha relación con la española e inglesa (de sumisión e interés compartido) y hoy en día la situación es parecida salvando las lógicas distancias. Y, simplemente señalar, que el PNV y la Iglesia han sido y son dos poderes fácticos que han ayudado a esa fortaleza de clase burguesa.

    En las coordenadas de ese panorama ha tenido que discurrir el camino que pretende la Revolución Socialista Vasca. Por eso decimos que todavía no ha hecho ni empezar. También con una constante que se ha repetido a lo largo de muchos años y era que los más conscientes, los que mantenían una posición revolucionaria, estaban impregnados de una idea central y era la de que había que tirar para adelante con todo el “carro”. Y en ese carro entraba todo tipo de disidencia vasca, de clase, interclasista… Al final, hace ya tiempo, de concesión en concesión, es la pequeña burguesía y el reformismo mas rancio, quien toma el mando y ha traído a una gran parte del antaño MLNV, que ha llevado adelante luchas de primer orden, a la nada. O al campo de juego del sistema. Según cómo se quiera interpretar.

    Esto podría ser suficiente motivo para la auténtica desesperación, pero el problema es que no tenemos tiempo para ello. Ni medio minuto. Tenemos mucha tarea por delante. Tenemos que llevar la Revolución Socialista Vasca adelante por muy negro que esté el panorama. En ese sentido sabemos que no hay que hacer concesiones teóricas ni tácticas ni estratégicas. No se hicieron en su tiempo con los liquidacionistas ni tampoco con los reformistas o revisionistas. Y al final desde casa (ahí tenemos el ejemplo de las FARC como el más visible pero no es el único), como suele ser casi siempre, nos sale la pequeña burguesía y toma las riendas de un proceso que, en nuestro caso, nada tiene que ver con la Independencia y el Socialismo. Y esto era previsible pero... Pero no es tiempo de gemir. Sí de saber dónde se ha errado.

    Y en todo caso alguna pista. Cuando los de a pie no sabemos muy bien por qué empezamos a crear líderes y acostumbrarnos a ello hasta considerarlos imprescindibles, mal asunto. En la medida en que la formación política e ideológica empieza a escasear hasta casi desaparecer, muy mal asunto. Si encima vamos percibiendo que la sana discusión y debate está casi desaparecido justificado por uno u otro motivo, el asunto está fatal. Si coincide en que los objetivos principales empiezan a tomar tonos grises, de indefinición, el asunto está peor que fatal. Si miramos hacia atrás y vemos cómo se ha ido desmontado poco a poco todo lo que fue el MLNV (y no hablamos solamente a partir del 2009) entenderemos que algunos y algunos hemos sido demasiado confiados y ante esa confianza algunos y algunas han jugado medianamente bien. En todo caso, suficiente para desmontar 60 años de lucha y dejarlo muy difícil a los que quieran continuar con los objetivos de independencia y socialismo para Euskal Herria.

    No os contamos nada si se hacen alianzas desde arriba sin el necesario debate y por obediencia debida a las estructuras y delegamos nuestro futuro en una negociación, a sabiendas que se incumplirán y que las luchas de liberación no se dirimen en las trincheras del enemigo... Cuando no se lucha para tomar el poder con todas las consecuencias, mal andaremos. Estaremos con una muy difícil reconducción y una vuelta a empezar complicadísima. En todo caso, no debemos olvidar que lo difícil no es sinónimo de imposible.

    Habría que ver a la pequeña burguesía y a los socialdemócratas, y demás fracciones afines, qué harían por conseguir la independencia cuando comenzaran las encarcelaciones, multas, tensión diaria… Pensamos que podemos adelantar una afirmación clara en dos sentidos. Por un lado, no están dispuestos a sufrir por conseguir la independencia. Por otro, saben que no hay independencia si no va acompañada de la revolución social.

    En lo que respecta a los que nos cosideramos revolucionarios y revolucionarias vascas, no es poco el trabajo que nos queda de aquí en adelante. Primero identificar correctamente que es lo qué ha ocurrido en los ultimos 60 años. Y ese análisis ha de ser todo lo conciso y crudo que tenga que ser. De ahí en adelante habrá que tener claro que la teoría revolucionaria conlleva su práctica y sin praxis no hay avances reales y señales palpables que lo que perseguimos se puede conseguir.

    Tenemos que ser conscientes que tendremos todo y casi todos en contra y que en la calle hace mucho frio. Tenemos que tener absolutamente interiorizado que, siendo el capital quien marca las reglas del juego, desde dentro del sistema no se puede construir una teoria y práctica revolucionaria. Tenemos que comenzar con dinámicas que conlleven niveles de contra poder popular. Dinámicas que tengan alguna ligazón teórica o práctica con lo que finalmente queremos construir.

    En ese camino iremos salvando obstáculos y avanzando. Nada haremos sin lucha revolucionaria, sabiendo que la lucha nunca será gratis pero sabiendo tambien que nos hará libres. Siempre adelante por una Euskal Herria Independiente y socialista.

    0 0


    Desde su origen, la OTAN ha seguido una política de expansión, acercándose a la URSS y luego a Rusia de manera invariable, incorporando cada vez más Estados e instalando en ellos bases militares en las mismas fronteras. Esa expansión, sobra decirlo, infringen los acuerdos adoptados, principalmente con Gorbachov, para liquidar el Pacto de Varsovia y la propia URSS.

    De las clásicas funciones militares, la OTAN ha pasado a asumir funciones de gendarmería con la excusa de “lucha contra el terrorismo” y a subcontratarlas con emprfesas de mercenarios, generalmente estadounidenses.

    La última provocación ha sido la integración de un pequeño país, como Macedonia, para lo cual Grecia puso como condición, después de muchas presiones, cambiar el nombre de la República.

    La incorporación de Macedonia, además, forma parte del cerco contra Serbia, otro de esos países destruido y masacrado tras el final de la Guerra Fría que, como es obvio, carece de significado por sí mismo. El problema de Serbia es que es el principal socio de Rusia en los Balcanes y está tan rodeado por la OTAN como la propia Rusia.

    Que para integrarse en la OTAN a un país se le obligue a cambiar el nombre, dice bastante de quienes gobiernan en ese país. No se puede ser más lameculos.

    Para cambiar un nombre que figura en la Constitución había que celebrar un referéndum, es decir, la OTAN debía manipular la votación para demoestrar que la adhesión a la alianza imperialista se produce por “voluntad popular”.

    Pero resulta que esa “voluntad popular” ha resultado tan poco voluntariosa que no ha alcanzado el umbral mínimo que la Constitución requiere para poder ser modificada. El artículo 73 de dicha Constitución establece que el voto sólo será reconocido si se excede el quórum del 50 por ciento de los inscritos, mientras que en las elecciones no llegó al 37 por ciento.

    El referéndum, pues, ha fracasado estrepitosamente. Pero no importa. Las guerras actuales no sólo se libran en los campos de batalla sino en otros frentes que, con el tiempo, han ganado protagonismo. Se trataba de un expeerimento de guerra sicológica llevar a una pequeña población una cierta imagen acerca de la OTAN y, de rebote, a Rusia y a Serbia.

    Desde 1990 la OTAN ha demostrado muchas veces que no necesita recurrir a las armas o invadir un país para hacer o deshacer una constitución, un gobierno, un parlamento, es decir, que un golpe de Estado “blando”, compromete mucho menos que el gigantesco despliegue de los tanques por al calle.

    En España eso nos lo enseñó el PSOE en los ochenta, con otro referéndum para entrar en la OTAN que jamás se ha cumplido. ¿Alguien esperaba una cosa distinta?

    0 0


    Bastante antes del Golpe de Estado de 2014, en Kiev hubo otro golpe fascista que fue calificado a la inversa como “revolución naranja”, tras la cual el gobierno ucraniano aprobó una ley de esas que lo mismo (re)escriben la historia que cualquier otra ciencia, de manera tal que todos los demás son seudocientíficos y se tienen que callar la boca porque de lo contrario van a la cárcel o le queman en la hoguera al más viejo estilo.

    A ese tipo de gentuza no se les debería poner una antorcha en las manos, lo mismo que no se les debería dejar aprobar leyes, ni decidir sobre algo, como la historia o la ciencia en general, acerca de lo cual no tienen la más remota noción.

    En 2006 Ucrania aprobó una ley que calificaba el “holodomor”, es decir, el hambre padecida en la época soviética de 1932, como un genocidio, de tal manera que quienes negamos tal cosa (“negacionistas”) o la minimizamos hacemos apología de un crimen muy grave, que es delito incluso en España.

    Para los fascistas (ucranianos o no) hay cosas de las que no se puede ni hablar, ni mucho menos discutir, por lo que se confunde la ciencia con la seudociencia y, además, se dogmatiza, se transforma en leyes, sentencias y juicios.

    La historia la escriben, pues, los diputados en una votación en la que ganará una mayoría simple, de manera que si gana la contraria, la historia dirá todo lo contrario.

    ¿Recuerdan Ustedes el juicio de la Inquisición contra las tesis Galileo acerca de si es la Tierra quien da vueltas alrededor del Sol, y no al revés? Pues regresamos otra vez a ese mismo punto.

    Aquí hay una línea muy clara: la ciencia (y la historia) tratan siempre sobre asuntos discutibles; la religión sobre los indiscutibles. Cuando a Usted alguien le quiere tapar la boca diciendo que algo es indiscutible, caben tres posibilidades: o es un fraile, o es un fascista, o ambas cosas a la vez.

    Es posible que el lector suponga ahora que eso es algo exclusivo de Ucrania, donde la caída de la URSS condujo al fascismo. Se equivoca: dos años después Canadá aprobó otra ley similar, por la que, además, todos los años conmemoran en noviembre el “holodomor”, definido como genocidio, para que quede bien grabado en la cabeza de la población.

    Al mismo tiempo el Parlamento Europeo aprobó una resolución parecida “por recomendación de la 10 Reunión de la comisión de cooperación parlamentaria UE-Ucrania”.

    Lenin escribió que el imperialismo es una etapa de la historia caracterizada por la descomposición y la degeneración de una clase social, la burguesía, que cae por un precipicio, pero no podía sospechar hasta qué extremo puede llegar, porque no se trata de unos u otros sino de los diputados que dicen representar a países, como Ucrania, Canadá o los de la Unión Europea.

    La ley canadiense no sólo se refiere a las víctimas del genocidio y a Stalin como deliberado provocador del hambre, sino que recuerda a los “refugiados” que huyeron de ella, es decir, a los fascistas ucranianos que se escondieron en Canadá.

    Desde hace un siglo, cuantas vueltas demos a la historia tropezamos con los mismos protagonistas, que son los fascistas, los antifascistas y los que no saben lo que son, o no quieren ser ninguna de ambas cosas, o se creen por encima de ellas (que son los peores porque pertenecen al primer grupo y se lamentan cuando se lo recordamos).

    En términos sicopatológicos, la reconversión de la historia en material jurídico crea tabúes tanto como tótems o ídolos, en el sentido al que se refirió Bacon, es decir, que son la materia prima de las ideologías, impuestas “democráticamente”, como corresponde, esto es, por decisión parlamentaria.

    De ahí se deduce de manera lógica quiénes son los demócratas, como en el caso de los fascistas ucranianos que huyeron de la URSS en los años treinta, y quiénes hacemos apología del genocidio y el stalinismo.

    También se deduce quiénes pueden hablar del “holodomor” (los fascistas) y quiénes deben mantener la boca cerrada (los antifascistas), si no quieren que les abran un juicio por apología del genocidio (artículo 607 del Código Penal español).

    Los antifascistas deberían tomar buena nota: el “holodomor” tiene la categoría del “holocausto” y si se creen que pueden decir lo mismo de otros genocidios, que todos los genocidios son iguales, también se equivocan porque el Tribunal Europeo de Derechos Humanos se ha quitado de en medio al genocidio armenio. En su sentencia sobre el Caso Perinçek estableció en 2015 que la negación de dicho genocidio está amparado por la libertad de expresión.

    ¿A qué viene esa discriminación? La explicación es que los armenios no son judíos, ni fascistas ucranianos; no tienen ese poder político y ese reconocimiento por parte de los imperialistas. Por eso podemos decir contra los armenios lo que no nos atreveríamos contra los judíos y los fascistas ucranianos.

    Todo esto es un fascismo que no llega por los votos de tal o cual partido, sino por leyes, juicios y sentencias que dictan quienes se atribuyen el monopolio de la democracia y el respeto a los derechos humanos.

    0 0

    Italia está hoy en huelga general, tanto en el sector público coo en el privado, que afectará sobre todo a los trenes y el transporte publico de las grandes ciudades del país.

    A la huelga se han sumado varios sindicatos, que llamaron al paro también en los sectores de educación y sanidad, y se han adherido también los sindicatos de la radiotelevisión pública Rai, por lo que podría haber cambios en la programación.

    Las reivindicaciones para convocar esta jornada de huelga abarcan desde subidas de los salarios y las pensiones, protestar contra las privatizaciones, por la abolición de las desigualdades, a favor de la salud y la seguridad, así como defender derechos como los de huelga y manifestación.

    En Roma, las líneas de metro A, B y C permanecerán cerradas y tampoco funcionarán los tranvías y autobuses , aunque habrá dos franjas de servicios mínimos, hasta las 8.30 horas y de 17 a 20 horas.

    La empresa de transportes de Milán ha anunciado que la interrupción comenzará a las 8.45 horas y se suspenderá a las 15.00 horas, pero se reanudará el paro a las 18.00 horas hasta el final de la jornada.

    La huelga de los trabajadores ferroviarios comenzó ayer a las 21.00 horas y finalizará 24 horas más tarde, aunque quedan garantizados los trenes nacionales de alta velocidad "Frecce" y el enlace entre el aeropuerto de Roma Fiumicino y la estación central Termini.

    Los trabajadores del sector aéreo se sumarán a la huelga solo en los aeropuertos de Bolonia, Milán Malpensa y Linate.

    Asimismo, hay también huelga en hospitales, centros formativos y de investigación, escuelas y universidades de todo el país.

    0 0

    La visita el lunes del vicepresidente chino Wang Qishan a Israel encabezando el cuarto Comité de Innovación entre ambos países, ha causado mala sensación entre los palestinos y los árabes en general.

    Es el más alto dirigente chino que ha visitado Israel en casi 20 años. En abril de 2000 el anterior presidente chino Jiang Zemin fue el primero en visitar Israel.

    El vínculo entre Pekín y Tel Aviv es ahora mucho más extenso que hace 20 años, como muestran las cifras de negocios. Poco después del intercambio de misiones diplomáticas entre los dos países en 1992, el comercio comenzó a aumentar. La campaña BDS de boicot a Israel no va con China. La inversión china en Israel ha aumentado exponencialmente, de 50 millones de dólares a principios de los noventa a 16.500 millones de dólares en 2016.

    Durante esta visita, a Qishan se unió Jack Ma, fundador de Alibaba, la primera empresa de comercio electrónico de China. Jack Ma también estuvo en Israel en mayo para preparar el terreno para la cumbre actual, que debería conducir a nuevas inversiones masivas. Una gran parte de las inversiones estarán orientadas a la tecnología, lo que hará que la naturaleza de la relación chino-israelí sea diferente de la que existe entre Pekín y los países árabes durante décadas.

    El comercio total de China con los países árabes, estimado en 171.000 millones de dólares, también es significativo. Sin embargo, su naturaleza es diferente en comparación con el comercio entre China e Israel. China es uno de los principales clientes de la industria informática israelí, mientras que su comercio con los países árabes se centra principalmente en la venta de bienes de consumo baratos y, más recientemente, en la venta de equipo militar.

    Israel aspira a entrar en la Ruta de la Seda, que puede convertir al puerto de Haifa en una de las terminales más importantes en el Mediterráneo, un proyecto que, sin embargo, ha sacado a la luz los importantes enfrentamientos internos entre la cúpula sionista del Tel Aviv, que no acaba de verlo claro, así como la oposición de Estados Unidos.

    Washington tampoco acepta que Tel Aviv comercie con tecnología militar estadounidense con China y ha obligado a cancelar la venta del sistema de alerta temprana aerotransportado Phalcon.

    Los palestinos tampoco lo ven con buenos ojos pero, naturalmente, por razones bien distintas. Durante años China ha mantenido constantemente su posición a favor del pueblo palestino, pidiendo el fin de la ocupación israelí y la creación de un Estado palestino independiente. Sin embargo, eso no le ha impedido intensificar sus relaciones con Israel.

    Los chinos son pro-palestinos pero quieren ser pro-israelíes. Critican la ocupación a la vez que ayudan a mantenerla. Llaman a Israel a respetar el derecho internacional, al tiempo que alientan al sionismo contra Palestina.

older | 1 | .... | 272 | 273 | (Page 274) | 275 | 276 | .... | 281 | newer